Sociedad

Reconocimiento al SAME

El servicio de salud porteño es considerado un referente del servicio de emergencias médicas en Latinoamérica. La línea directa es el 107.

El SAME es reconocido en Latinoamérica.
El SAME es reconocido en Latinoamérica.

El SAME (Sistema de Atención Médica de Emergencia) es considerado un referente del servicio de emergencias médicas en Latinoamérica, dado que sus integrantes reciben un entrenamiento constante a través de un programa de simulacros

Con las últimas incorporaciones realizadas, cuenta con 170 ambulancias, brindando cobertura a los porteños y a los ciudadanos de otros distritos que ingresan a diario a la Capital.

Su equipo está conformado por 887 profesionales, entre administrativos, operadores y choferes; 30 médicos propios; dos mil médicos de guardia de los distintos hospitales de la Ciudad y 50 radio operadores que trabajan en la central.

Además cuenta con dos móviles DEES (Dispositivo de Eventos Especiales) que provee recursos materiales en el lugar de la emergencia, 1 móvil ECUES (equipo de comunicación de emergencias sanitarias) que gestiona la información sobre la identidad, diagnóstico y derivación de las víctimas, y dos helicópteros equipados para monitorear la salud del paciente y para trasladar hasta dos personas en estado crítico en no más de siete minutos.

Las ambulancias del SAME tienen en la cabina del paciente una camilla completa, una silla de ruedas, dos tubos de oxígeno grande, un tubo de oxígeno chico, un cardio-desfibrador, un aspirador y un respirador, entre otros dispositivos. También están provistas de cuellos ortopédicos, un juego de férulas, un panel central de oxígeno y un comando de luces internas.

En tanto que los helicópteros están equipados con un cardio-desfibrilador, monitor multiparamétrico, aspirador de secreciones, oxímetro de pulso, equipo de O2 autónomo, de vía aérea, de paro respiratorio, para quemados, bomba de infusión y respirador volumétrico.

La base central del SAME concentra las llamadas al número 107, para brindar una respuesta adecuada a las emergencias y urgencias médicas, individuales o colectivas.