Sociedad

Jornada de duelo por docente fallecido

Los gremios porteños realizaron un paro y protesta tras la muerte de un maestro fallecido por coronavirus."Suben los casos de Covid en la Ciudad de Buenos Aires y el Gobierno porteño no toma medidas de prevención ni de emergencia", reclaman desde el gremio.

Los docentes porteños agrupados en Ademys denunciaron hoy la «responsabilidad política» del Gobierno de la Ciudad por la muerte de un maestro a causa de coronavirus, y afirmaron que en las escuelas «no hay condiciones sanitarias ni de presupuesto» para las clases presenciales.

En el marco de una jornada de paro, representantes de Ademys realizaron esta tarde una conferencia de prensa frente a la Escuela Técnica 13, del barrio porteño de Lugano, donde se desempeñaba el maestro Jorge Langone, quien falleció ayer por coronavirus.

Allí, los docentes rechazaron la «flexibilización del protocolo escolar que sigue analizando». «Son cientos las denuncias de las escuelas que demuestran que los protocolos no se cumplen, que no hay condiciones para el aislamiento de un docente cuando se detecta un caso sospechoso y que faltan servicios elementales», indicaron en la misma.

Amanda Martín, secretaria gremial afirmó que «en la reapertura (de las escuelas) no hay condiciones sanitarias ni de presupuesto, y no están marcadas por datos objetivos epidemiológicos».

Por último, Martín informó que «en las próximas horas» Ademys realizará «una nueva asamblea para decidir cuáles son los pasos a seguir».

«Desde ya, rechazamos la flexibilización del protocolo escolar y reclamamos condiciones de reapertura guiadas por datos epidemiológicos objetivos», afirmó.

En tanto, la secretaria general del sindicato, Mariana Scayola, marcó que «aumentó un 50% la cantidad de casos positivos en la Ciudad desde que volvieron las clases» y señaló que este es «la alerta» que su gremio ya había mencionado «en su momento».

Al referirse a la muerte del docente por Covid-19, dijo que «Jorge llegó a ir un día a la escuela, por lo que no podemos decir que se contagió en la escuela, pero lo que sí pasa es que ya tenemos docentes que a su vez contagiaron familiares».

«Jorge es el primero, pero no podemos decir que vaya a ser el último», completó.