Sociedad

Entró en vigencia el impuesto a la riqueza y la AFIP ya puede cobrar

Se calcula que afectará a apenas a unas 12 mil personas. A partir de este viernes, el Gobierno reglamentó la ley de “aporte solidario” y el Estado podrá avanzar con el gravamen a las grandes fortunas del país.

Esta tributación se concretó a través del decreto 42/2021, publicado ya en el Boletín Oficial, donde se dieron a conocer los detalles de alcance de la nueva normativa que supo generar fuertes discusiones en los últimos meses.
En ese sentido, con la reglamentación y plena vigencia de la Ley, la AFIP podrá avanzar a partir de hoy con el cobro extraordinario enfocado en las grandes fortunas del país. Acorde a las condiciones que establece la normativa, se calcula que afectará a apenas a unas 12 mil personas.

La ley 27605, que se sancionó en el Congreso el 4 de diciembre último y se promulgó el 18 del mismo mes, establece un aporte por única vez de una tasa del 2% a los patrimonios de las personas físicas que hayan declarado en el impuesto a las Bienes Personales más de 200 millones de pesos (aunque la tasa va subiendo según el patrimonio).

Según las especificaciones de la 27605, los fondos obtenidos por este aporte único serán destinados del siguiente modo: en un 25% a exploración, desarrollo y producción de gas natural; otro 20% a adquirir equipamientos de salud para enfrentar la pandemia; un 20% a apoyar a empresas Pymes; un 20% para financiar el relanzamiento de las becas Progresar creadas para apoyar a jóvenes estudiantes, mientras que el 15% restante se utilizará para la urbanización de barrios populares mediante cooperativas organizadas por los vecinos de cada barrio.

Cabe señalar que el nivel de aporte en cada caso será variable según las dimensiones de la fortuna declarada. En ese sentido, el monto será del 2,25% para quienes se encuentren entre los $300 y los $400 millones, del 2,50% para aquellos que tengan entre $400 y $600 millones, y del 2,75%, para aquellos patrimonios entre $600 y $800 millones.

Impulsada por los referentes parlamentarios del Frente de Todos, Máximo Kirchner y Carlos Heller, la ley de Aporte Solidario y Extraordinario fue pensada para que el fisco sume una contribución adicional de las personas físicas con mayor capacidad económica en un contexto de emergencia, como la pandemia global de COVID19.