Vida comunal

El pasaje Chassaing será peatonal

Así lo determinó la Legislatura al dar luz verde a una iniciativa parlamentaria propuesta por la Junta Comunal 15. Se trata de un pasaje muy angosto cuyo tránsito vehicular pone en riesgo a los vecinos.

El pasaje pasa a ser peatonal a pedido de los vecinos.

En la sesión de la semana pasada, la Legislatura porteña aprobó la peatonalización del pasaje Chassaing en el barrio de La Paternal, convirtiéndose de esta forma en la primera Ley aprobada por una iniciativa parlamentaria presentada por una Junta Comunal.

Se trata de un pedido de vecinos y vecinas del barrio de La Paternal que fue tomado por el comunero por el Frente para la Victoria Luis Cúneo.
Esta semana había tenido despacho favorable en la Comisión de Obras y Servicios Públicos.

“El proyecto era para la seguridad de los vecinos, quienes plantearon la inquietud en la Junta Comunal 15. Agradecemos a los comuneros y a Transporte porque mostraron interés”, expuso la diputada Gabriela Alegre (FpV).

El pasaje Chassaing, se encuentra entre Balboa y Av. Del Campo en el barrio de La Paternal, a metros del ala oeste del cementerio de la Chacarita. Desde la apertura del paso bajo nivel de la calle Punta Arenas el tránsito vehicular se incrementó notablemente en la zona, poniendo en riesgo la seguridad de los vecinos y vecinas frentistas de dicho pasaje.

El juntista Luis Cúneo explica que “hace dos años los vecinos y vecinas comenzaron a recorrer todas las vías administrativas en el Gobierno de la Ciudad sin ningún éxito. En mayo de este año, votamos en la Junta Comunal 15 por unanimidad el proyecto de ley y lo presentamos en la Legislatura. Por suerte ayer tuvo final feliz”.

Juan Chassaing es un pasaje de reducidas dimensiones, 0,80 mts de aceras y 3,60 mts de calzada y de sólo una cuadra de extensión, por lo que el alto tránsito provoca situaciones que ponen en riesgo la integridad física de sus habitantes.

“Debido a la apertura del cruce bajo nivel de la calle Punta Arenas, este pasaje, y su gemelo Las Flores, vieron afectado el tránsito normal, ya que también son utilizados por numerosos vehículos para eludir semáforos y giros a velocidades que exceden las permitidas para un pasaje. Todo ello, con el agravante que otros tantos lo utilizan en clara infracción a las normas de tránsito, ya que es habitual el giro por la Av. Del Campo, no respetando la doble línea amarilla que lo prohíbe”, concluye Cúneo.