Cultura

El gobierno Porteño proteger la manzana del Museo Yrurtia

Así lo ordenó la Justicia porteña haciendo lugar a la apelación de los vecinos del barrio de Belgrano. De esta manera el Gobierno de la Ciudad debe ejercer el poder de policía respecto de todos los inmuebles allí ubicados.

La Justicia ordenó proteger el patrimonio cultural.
La Justicia ordenó proteger el patrimonio cultural.

La Sala I en lo Contencioso Administrativo y Tributario de la Ciudad dictó el pasado 12 de septiembre sentencia definitiva en el amparo impulsado por vecinos por las actividades irregulares que se desarrollan en esa manzana, como ceremonias religiosas, casamientos, fiestas, y las propias de un jardín de infantes y una clínica de neuropsiquiatría, prohibidas por el Código de Planeamiento Urbano y que afectan su protección ambiental y patrimonial.

En el documento firmado por las juezas Mariana Díaz y Fabiana Schafrik se resolvió declarar desierto el recurso de apelación deducido por el Gobierno porteño contra el fallo de primera instancia, que ordenaba regularizar el uso de dos inmuebles en los que funciona un centro religioso islámico y una sede del Arte de Vivir.

Las magistradas ordenaron al gobierno porteño que “ejerza el control que le compete” para “garantizar efectivamente la protección al patrimonio cultural de la Ciudad respecto de todas las propiedades ubicadas dentro de la manzana Yrurtia” y agregaron que “deberá adoptar las medidas pertinentes respecto de los usos asignados a tales predios y a las obras que pudieran haberlos afectado”.

Sobre la apelación del Gobierno porteño, la Sala I consideró que “carecen de eficacia” y declaró desierto el recurso, ampliando la orden dispuesta por la jueza de primera instancia Paola Cabezas Cescato, para “la regularización del destino y usos en los inmuebles sitos en O’Higgins 2348 y 2358”, y sumando los sitos en esa calle al 2015, 2320, 2328 y 2362, Olazábal 2015 y Arcos 2323.