Sociedad

Dolor y muerte en el Día del Bombero

Dos bomberos perdieron la vida ayer en el incendio y explosiones ocurridos en una perfumería de Villa Crespo. Otros seis bomberos resultaron debieron ser internados. Al respecto, el jefe del Cuerpo de Bomberos de la Ciudad de Buenos Aires, Juan... Leer más »

Dos bomberos perdieron la vida ayer en el incendio y explosiones ocurridos en una perfumería de Villa Crespo. Otros seis bomberos resultaron debieron ser internados.

Al respecto, el jefe del Cuerpo de Bomberos de la Ciudad de Buenos Aires, Juan Carlos Moriconi, aseguró que los dos  fallecidos «se pusieron al frente de su equipo» y cayeron «cumpliendo el espíritu innato del bombero que es el de proteger a los ciudadanos y sus bienes».

Ambas víctimas llegaron primeros al incendio, donde otros 14 efectivos resultaron heridos y seis debieron ser internados.

En el lugar, Vázquez y Firma Paz recibieron de frente la explosión . En el Día Nacional del Bombero Voluntario, otros miembros de los Bomberos de la Ciudad fueran trasladados a los hospitales Fernández, Durand, Churruca, Zubizarreta e Instituto del Quemado.

«Eran dos personas de una vasta experiencia en derrumbes e incendios, cuando se produjo la primera explosión ordenaron al personal salir del lugar y entraron ellos, como hacemos nosotros los jefes», aseguró Moriconi y agregó: «Nos va costar mucho olvidarlos, ellos murieron cumpliendo el espíritu innato del bombero, no exponer a sus hombres y proteger la vida y los bienes de los ciudadanos».

En este sentido, y muy conmovido Moriconi sostuvo «es una situación muy difícil, es lo peor que le puede pasar a un cuerpo de bomberos, son los riesgos que corremos en nuestra vida bomberil, a muchos nos pasaron situaciones parecidas pero hemos tenido la mano de Dios para salvarnos, a estos muchachos no».

El Jefe de bomberos destacó, además, que «eran dos personas jóvenes pero con vasta experiencia en el control de emergencias, explosiones y derrumbe. Los dos con mucha capacitación, eran excelentes personas y profesionales no había que decirles nada para que empiecen a trabajar. Amaban los bomberos, se ponían la camiseta en forma permanente».

El Comandante Director Ariel Vázquez, ingresó en el año 1995 como cadete de Bomberos, pasó por varios cuarteles y en la actualidad se desempeñaba como Jefe de la compañía Planeamiento, Desarrollo y Recursos humanos del Cuerpo de Bomberos de la Ciudad.

De acuerdo a su perfil en la red social Linkedin era técnico superior de higiene y seguridad y técnico operativo Modena Hems.

Vázquez era oriundo de Hurlingham, padre de dos hijos varones -16 y 19 años- y fanático de San Lorenzo. Había estudiado en la Universidad de Morón y luego Seguridad e Higiene Laboral en el Instituto Profesional de Enseñanza Superior. También estudió en el Liceo Militar de San Martín.

Por su parte el subcomandante Maximiliano Firma Paz, ingresó como cadete en el año 1997, durante su carrera pasó por varios cuarteles del área urbana, como así también estuvo en el Grupo Especial de Rescate.

En la actualidad, se desempeñaba como Jefe de la Estación 6° «Villa Crespo» del Cuerpo de Bomberos de la Ciudad.

Tanto Vázquez como Firma Paz compartían asiduamente publicaciones relacionadas a sus desempeños como bomberos. Hace un año, el segundo había compartido una imagen de un bombero, la cual acompañó con la siguiente frase: “¡Nunca subestimes a un viejo que usa equipo de incendio!”.