Sociedad

Torres para detectar incendios en el delta del Paraná

Son instalaciones realizadas en el marco de la iniciativa Faros de Conservación, estrategia para el manejo sostenible del delta que, además de la adquisición de equipamiento para la prevención de incendios, se complementa con acciones de gestión.

El Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible, que conduce Juan Cabandié, finalizó la construcción de las dos primeras torres del sistema de alerta temprana en el Parque Nacional Predelta, en Entre Ríos, y en el peaje del viaducto Rosario-Victoria, mientras que se espera que en fecha próxima esté terminada la de Puerto Gaboto, en provincia de Santa Fe.

El ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible, Juan Cabandié, se refirió a la estrategia de faros de conservación: “El desafío que tenemos por delante es proteger nuestros bienes naturales, que nos otorgan calidad de vida, que nos brindan servicios ecosistémicos fundamentales para la vida, para las próximas generaciones y para las presentes”. También indicó: “Trabajamos con las distintas provincias para que conformen sus áreas para el combate de los incendios forestales”, en relación a las capacitaciones que brinda el Servicio Nacional de Manejo del Fuego (SNMF) para robustecer la formación de combatientes de todo el país.

Respecto a las torres de detección de incendios, en total serán cinco y estarán equipadas con cámaras multiespectrales. Las dos restantes estarán emplazadas en el Puerto de Cabotaje de Villa Constitución, Santa Fe, y el Camping Municipal de Victoria, Entre Ríos. Las mismas estarán acompañadas de dos centros de control, que sumado al servicio de mantenimiento de todo el sistema, componen una inversión de $111.900.000.

Esto se enmarca en la estrategia de Faros de Conservación que lleva adelante la cartera Ambiental nacional en búsqueda de consolidar un abordaje integral para proteger el delta del Paraná, una zona de gran interés ecológico y biogeográfico que se extiende por las provincias de Buenos Aires, Santa Fe y Entre Ríos, y en la que predominan los ecosistemas de humedal. Los bienes y servicios ecosistémicos que provee esta región benefician el desarrollo y la calidad de vida de más de 15 millones de personas.

Además de las acciones señaladas, en el ámbito de la misma estrategia fueron incorporados tres brigadistas contra incendios forestales en el Parque Nacional Islas de Santa Fe y se realizó un intenso ciclo de capacitaciones oficiales para el combate de incendios, otorgando títulos a los participantes de Gualeguay, Paraná y Victoria. También se llevó a cabo un relevamiento de biomasa combustible y se realizaron encuentros con organismos y productores del delta medio y superior, a fin de dialogar y concientizar sobre la situación de riesgo de incendios dadas las condiciones de bajante del río Paraná.

Asimismo,se obtuvo financiamiento para un proyecto de investigación, en el marco del programa ImpaCT.AR, que propone el desarrollo de metodologías de producción ganadera en las islas que eviten el riesgo de incendios. El mismo fue adjudicado con un monto de $ 9.946.000 e intervienen la Administración de Parques Nacionales, la Estación Experimental Agropecuaria de Paraná del Instituto de Tecnología Agropecuaria y la Facultad de Veterinaria de la Universidad Nacional de Rosario.

Por otra parte, ya se adquirieron y entregaron 11 estaciones meteorológicas, 110 cámaras trampa y 11 drones con cámaras térmicas, y se trabaja en la adquisición de cinco embarcaciones para equipar los distintos faros y en cinco módulos habitacionales.