Sociedad

Cartoneros analizarán «medidas de fuerza»

Esto ocurre luego del fracaso de la reunión que mantuvieron con autoridades del Ministerio de Ambiente porteño por remuneraciones, insumos y desplazamientos de cartoneros. La semana pasada unos diez trabajadores realizaron un acampe en la puerta ministerial, se encadenaron y comenzaron una huelga de hambre.

Acampe de cartoneros frente al Ministerio.

Trabajadores recuperadores urbanos de la Federación Argentina de Cartoneros (Facyr) evaluarán nuevas medidas de fuerza al fracasar la reunión que mantuvieron con autoridades del Ministerio de Ambiente porteño por remuneraciones, insumos y desplazamientos de cartoneros.

Sergio Sánchez, titular de Facyr, comentó que el ministro de ambiente, Edgardo Cenzón, «no nos habló de inclusión ni de las mejoras que pedíamos, no nos dio soluciones y vamos a evaluar cuáles medidas de fuerza vamos a tomar de aquí en adelante».

El dirigente comentó que se les ofreció una mejora salarial «pero no alcanza a lo que pedimos, nos ofrecieron 700 pesos y pedíamos al menos mil».

«Nosotros cobramos un incentivo de dos mil pesos que está congelado desde hace dos años y nos ofrecieron aumentarlo en dos tramos a 2.700, pero la suma se completaría recién en septiembre», apuntó.

Sánchez denunció además que «planteamos que achiquen los tiempos y que se incluya a los cartoneros que están trabajando independientemente, pero nos dijeron que no tenían recursos y que para incluirlos habría que dejar de lado el aumento».

Asimismo sostuvo que «si no tenemos las herramientas adecuadas y vehículos para trabajar es imposible que cumplamos nuestra tarea, nos dicen que van a conseguir camiones, pero con cinco unidades para 13 cooperativas no hacemos nada»

Precisó que analizarán «si vamos a seguir la medida de fuerza con una huelga o cortando algún puente o calle».

El miércoles pasado y tras varias movilizaciones unos diez trabajadores realizaron un acampe en la puerta del Ministerio, se encadenaron y comenzaron una huelga de hambre.

Los trabajadores aseguran que el gobierno de Mauricio Macri no cumple con el convenio que firmó con las 13 cooperativas de recuperación urbana en el que, entre otras cosas, se estipuló “una actualización del incentivo que cobran los trabajadores cada seis meses”.