Política

Alberto apuesta a un financiamiento sostenible

Desde Glasgow, el Presidente insistió en canjear deuda con el FMI por acciones climáticas para un desarrollo "integral e inclusivo". Horas antes se anunció una importantísima inversión para crear hidrógeno verde.

El presidente Alberto Fernández llamó a prestar atención a las cuestiones ambientales, en el marco la Cumbre de Líderes de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP26) que tiene lugar en Escocia.

En este sentido aseguró que «los organismos multilaterales de cooperación deben comprometer al menos el 50% de su cartera a préstamos a acciones ambientales» y agregó que es necesaria una “transición hacia un modelo de desarrollo integral, sostenible e inclusivo”.

La actividad realizada Glasgow, bajo el nombre de «Acción y Solidaridad: La Década Crítica» fue encabezada por el primer ministro del Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte, Boris Johnson. También estuvo el presidente del Consejo de Ministros de Italia, Mario Draghi.

El Jefe de Estado argentino solicitó “identificar a las tecnologías limpias como bienes públicos globales, y establecer acuerdos de transferencia tecnológica”.

En este sentido el mandatario propuso la conformación de “un Comité político y técnico sobre financiamiento climático, con representación equitativa de países desarrollados y países en desarrollo, que reconozca el principio de responsabilidades comunes pero diferenciadas, que tenga en cuenta las limitaciones estructurales y el bienestar social de todos nuestros pueblos”.

Cabe destacar que horas antes el Gobierno argentino dio a conocer una inversión que se realizará en el país sobre la creación de hidrógeno verde. Una fuente de energía renovable que tiene menos impacto ambiental.

La inversión prevista alcanzará los 8.400 millones de dólares y generará 15 mil puestos de trabajo directo y hasta 50 mil indirectos. Se lo llama hidrógeno “verde” porque toda la energía que se utiliza para producirlo proviene de fuentes renovables (en este caso, la eólica) y se planta como una de las energías más prometedoras.

Durante su alocusión, Alberto Fernández también consideró que «sin financiamiento sostenible no habrá desarrollo sostenible y las responsabilidades, si bien comunes, son diferentes entre países”. Además explicó que “el mundo en desarrollo necesita financiamiento genuino para avanzar con la agenda” que se discute en la COP26.

El mandatario, quien asistió acompañado por el ministro de Relaciones Exteriores, Comercio Internacional y Culto, Santiago Cafiero, reiteró el pedido de “canalizar los Derechos Especiales de Giro (DEGs) para el desarrollo sostenible” y de promover “el canje de deuda por acción climática” para “diseñar mecanismos de pagos por servicios eco sistémicos e instalar el concepto de deuda ambiental”.

“En el caso de América Latina y el Caribe, la canalización de estos recursos hacia la banca regional de desarrollo es clave para apalancar la transición tecnológica necesaria para revertir una dinámica preocupante que hoy es evidente para todos”, aseguró el Presidente.

Y en este sentido insó a “fortalecer el multilateralismo ambiental”, y planteó que “los fondos ya comprometidos destinados a impulsar la acción climática deben ser honrados”.

Para cerrar sostuvo que la triple crisis climática, social y sanitaria nos atraviesa a todos. Sin embargo, son los países de ingresos medios y bajos quienes más sufrimos su impacto y donde se visualizan con mayor crudeza sus consecuencias”.